CRUZ AZUL SIN RUMBO; CAE EN SU CASA

Liga MX Soccer

CIUDAD DE MÉXICO, 17 de agosto de 2022 (ESPN).- Cruz Azul se ha olvidado de lo que es ganar previo al partido ante América. La Máquina cayó 1-2 ante Tijuana en el Estadio Azteca y llegará con racha de tres derrotas consecutivas al duelo ante las Águilas. Los celestes, que salieron abucheados, abrieron el marcador con tanto de Ignacio Rivero, pero Xolos le dio la vuelta con un autogol de Ramiro Funes Mori y una anotación de Franco Di Santo.

Solo un error o una jugada a balón parado podría abrir el marcador ante un comienzo de partido que se tornó cerrado, sin opciones en los arcos. Al 21′, se juntaron ambas, Ignacio Rivero ejecutó un tiro libre con potencia, pero sin mucha colocación, mismo que terminó por vencer a Jonathan Orozco, quien no hizo el recorrido y el balón terminó por colarse casi por el centro de la portería.

La ventaja en el marcador solo le duró tres minutos a Cruz Azul, pues al 24′, Rogelio Funes Mori hizo un gol en su propio arco al intentar cortar un centro de Edgar López. El «Mellizo» se barrió, pero terminó por mandar el balón a las redes, ya sin oportunidad de que Sebastián Jurado reaccionara para evitar el tanto del empate.

Ignacio Rivero tomó la batuta de la Máquina y se convirtió en el hombre más peligroso de Cruz Azul. Al 49′, el uruguayo mandó un centro a la dirección de Juan Escobar, quien, sin marcar, mandó su remate a un costado de la portería del conjunto fronterizo.

El charrúa volvió a tomar el esférico al 54′ y nuevamente generó peligro en el arco de Jonathan Orozco. Ignacio Rivero mandó un pase a profundidad para Michael Orozco, quien sacó un potente disparo que terminó en las redes de Tijuana. Sin embargo, con apoyo del VAR desde la cabina, Diego Montaño, árbitro central, anuló el tanto por fuera de lugar.

Justo en el momento en el que Cruz Azul había tomado el control del cotejo y el balón se jugaba en la zona de Tijuana, Xolos marcó el 1-2 al 67′ en un contragolpe.
Lucas Rodríguez, quien comandó el ataque, abrió para Pedro Alexis Canelo, quien de primera centró para Franco Di Santo, el encargado de mandar el balón a las redes.

La Máquina tuvo opciones claras para empatar el marcador en los últimos instantes del partido, pero la falta de contundencia lo impidió, por lo que, una vez más, en lo que parece ya ser una costumbre, Cruz Azul fue despedido del Estadio Azteca entre abucheos.