MASON RUDOLPH ES ACUSADO DE INSULTOS RACISTAS

Fútbol NFL

Fuente: ESPN

Durante su audiencia de apelación con la NFL esta semana, el ala defensiva de los Cleveland Browns, Myles Garrett, habría alegado que Mason Rudolph le dirigió un insulto racial justo antes de la trifulca de la semana pasada en el partido del jueves por la noche, indicaron varias fuentes a Josina Anderson y Adam Schefter de ESPN, una acusación que el mariscal de campo de los Pittsburgh Steelers, niega firmemente.

«Mason niega enérgicamente el reporte de ser acusado de utilizar un insulto racial durante el incidente del jueves por la noche en Cleveland», declaró el portavoz de los Steelers, Burt Lauten, en un comunicado. «No discutirá más esta acusación y su atención sigue están en la preparación para el partido del domingo contra los Cincinnati Bengals».

 

Esta semana, Rudolph señaló a la prensa que no había dicho nada para provocar a Garrett o para agravar la situación.

Contactado después que las acusaciones se reportaron, el abogado de Rudolph, Timothy M. Younger, respondió: «De acuerdo a ESPN, en su apelación, Myles Garrett afirmó falsamente que Mason Rudolph pronunció un insulto racial hacia él, antes de golpear con un casco la cabeza descubierta de Mason, en un intento desesperado por mitigar su suspensión. Esta es una mentira. Esta falsa acusación nunca fue afirmada por Garrett después del partido, nunca se sugirió antes de la audiencia y está notablemente ausente en la disculpa publicada por los Browns y adoptada por Garrett.

«El uso malicioso de esta acusación salvaje e infundada es un asalto a la integridad de Mason que es mucho peor que el asalto físico presenciado el jueves. Esto es imprudente y vergonzoso. No haremos más comentarios».

Garrett hizo la acusación como parte de sus comentarios iniciales durante la audiencia de apelación en New York, dijeron las fuentes. Creo un intercambio de argumentos sobre si la acusación estaba permitida en la apelación en ese momento.

Cuando se hizo la acusación, el oficial de apelaciones James Thrash permaneció estoico y tomó abundantes notas, indicaron las fuentes. Le hizo una pregunta a Garrett sobre cómo podía actuar de manera distinta en el futuro y Garrett expresó que no dejaría que los eventos escalaran así de nuevo.

La suspensión indefinida de Garrett se confirmó este jueves, anunció la NFL.

Garrett fue suspendido por arrancar el casco y balancearlo, golpeando al mariscal de campo en la cabeza con el mismo a segundos de terminar el partido del jueves pasado. Al anunciar la suspensión de Garrett el viernes, la NFL también señaló que el jugador tendría que reunirse con la oficina del comisionado antes de ser reinstalado

Rudolph inicialmente peleó con Garrett en el suelo y después se lanzó sobre él luego que Garrett le quitó el casco. Rudolph no ha sido castigado, pero una fuente dijo a ESPN que se espera una multa. EL mariscal de campo señaló que cumpliría con lo que sea que le aplique la liga.

Las fuentes refirieron a ESPN que Garrett había informado a algunos dentro de la organización de los Browns que iba a afirmar cierta información sensible como parte de su apelación.

Varios jugadores de los Browns señalaron este jueves que no habían escuchado la acusación de Garrett. El receptor abierto Odell Beckham Jr. indicó que creía en su compañero.

«Simplemente no veo a Myles como alguien que mentiría o haría algo así», declaró Beckham. «En este punto, es lo que es. Todos estamos esperando y espero que se haga justicia».

Una fuente refirió a Dan Graziano de ESPN que Garrett también utilizó un argumento basado en un precedente durante la apelación citando el castigo de la NFL al ex ala defensiva de los Houston Texans, Antonio Smith, quien fue suspendido en el 2013 por dos partidos de pretemporada y uno de temporada regular, por golpear con su casco al entonces liniero ofensivo de los Miami Dolphins, Richie Incognito.

Garrett y la Asociación de Jugadores de la NFL (NFLPA por sus siglas en inglés) también argumentaron que una suspensión indefinda no está permitida bajo el contrato colectivo de trabajo, de acuerdo a la fuente.

Otros dos jugadores fueron suspendidos por la pelea. El centro de los Steelers, Maurkice Pouncey, recibió una suspensión de tres partidos que se redujo a dos por golpear y patear a Garrett y el tackle defensivo de los Browns, Larry Ogunjobi, fue suspendido un partido por empujar por la espalda a Rudolph.

Información de Jake Trotter fue utilizada en la redacción de esta nota.

Todo Deporte Online11-21-19

Posted by TODO Deporte Online on Thursday, November 21, 2019

Los comentarios están cerrados.